Asegúrate de que realmente quieres aprender Tai Chi Chuan


taichi_fuerteventura_aprendertaichi“Movimientos pausados, ágiles y sinuosos.Silencio—,una manifestación de profunda concentración ,  calma y serenidad, una atmósfera que llega a hipnotizar al espectador y, que induce a la paz interior”. Estas son algunas de las impresiones que se puede llevar cualquier observador cuando ve practicar Tai chi Chuan en un parque, a primeras horas de la mañana.

Esta ritmo especial, es el opuesto al que llevan  muchas persona en la vida cotidiana, de normal está llena de prisas, tensión, ruido, excesiva preocupación, un ritmo de vida que no nos lleva al equilibrio sino todo lo opuesto,  nos causa estrés y rigidez tanto mental como física…. Un patrón de vida del Siglo XXI, que está   llegando a ser habitual. Por ello el Tai Chi está consiguiendo seducir al hombre moderno como una alternativa al ritmo desenfrenado.

Este arte marcial —interno—chino es apto para todas las edades y condiciones físicas y es recomendable especialmente para todas aquellas personas que quieran obtener equilibrio, concentración, fortaleza, flexibilidad, movilidad, coordinación y memoria  a la vez que ayuda a  profundizar la respiración y tranquilizar la mente.

También es eficaz para todas aquellas personas que quieran minimizar los dolores crónicos, hipertensión, arteriosclerosis, trastornos respiratorios y digestivos, stress etc…..

Aprenda a mejorar su equilibrio y coordinación,

¡Asegúrate de que realmente quieres aprender Tai Chi Chuan!

Parece una obviedad, pero no lo es. Examina cuales son realmente  los motivos que te han llevado a esta actividad. No es lo mismo que de manera consciente hayas elegido practicar Tai chi, a que te acerques para practicar algo de ejercicio, —Tai chi parece fácil—, lo has visto en la tele y es novedoso; o bien me cuadra en mi horario.

La motivación es muy importante a la hora de practicar —Tai chi—, es el combustible que te permite sortear las dificultades que conlleva su aprendizaje, sin suficiente combustible es fácil que surjan los primeros tropiezos y cuando aparecen se desiste fácilmente.

Si inscribirte en  clases de Tai chi fue tu elección, enhorabuena, pero no dejes que tu interés y curiosidad  decaigan. Si llegaste de rebote, aprovecha la oportunidad para encontrar lo que te puede aportar.

Practica regularmente.

Hay dos puntos. —El primero es asistir a clase regularmente—.

La clase es el tiempo que dedicamos a aprender y, si la asistencia no es continua será más fácil que se olviden los detalles, aparte de perder lecciones no podrás seguir el mismo progreso que el grupo, lo que te va a dificultar su aprendizaje, por parte del profesor en la siguiente clase, el tendrá que dedicarte más tiempo con la dificultad que ello conlleva.

—La segunda parte es practicar en casa—. Sólo hace falta encontrar unos minutos para repasar lo aprendido en la clase o  repetir incluso un solo movimiento que  no acabas de perfeccionar. Poco es siempre mejor que nada.

Por otro lado la repetición facilita el aprendizaje y dificulta el olvido.

taichi_fuerteventura24pngEstar presente en las clases

No sólo hay que asistir a clase, hay que estar con atención consciente en lo que se está realizando. Utiliza este momento para abstraerte de tu estrés diario

—Se uno con Tai chi—

Aprende  con paciencia y gradualmente

Tenemos que evitar el exceso de entusiasmo y anhelar aprender rápido, en Tai chi todo es pausado y nos pone a prueba.

Cada forma se puede dividir en movimientos y cada movimiento tiene diferentes partes y todos tienen diferentes niveles de detalle , no te abrumes pensando que no lo vas a conseguir, —en Tai Chi no existen atajos— y todo tiene su proceso y su tiempo de aprendizaje.

Hasta que no se tenga bien dominado el paso anterior no se puede pasar al siguiente, no tiene sentido avanzar ejecutando mal los movimientos.

Si hay tensiones o la postura no es correcta, hay que corregirla antes de continuar, no tiene sentido introducir un nuevo movimiento sin haber integrado lo anterior.

En Tai chi cada progreso hay que ganárselo y el lograrlo te hará disfrutar más en tu práctica.

Lo importante es el camino

(Tai Chi).

(Tai Chi).

Es el proceso de aprendizaje lo que realmente nos ayuda y tenemos que disfrutarlo, no es conveniente obsesionarnos con la meta, porque perderemos mucho en el camino y al final no habremos aprendido realmente lo que significa la práctica de este arte milenario.

Sagrario Miranda

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Tai Chi y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.